Uña ó lámina ungueal es un anexo cutáneo queratinizado. Las uñas son estructuras de consistencia dura que están compuestas de queratina. Sirven como protección para los dedos, intervienen en el tacto, la presión y la motricidad fina. Además protegen las falanges facilitando la sensibilidad al recibir un estímulo. 

La queratina es una proteína que se encuentra en las células epiteliales, ayudan a formar  los tejidos de la piel, el pelo y las uñas.
Proximal es más cercano al centro del cuerpo y distal es lo contrario.

Desde el punto de vista embriológico a la octava semana de gestación ya pueden verse los dedos, en la novena semana aparece el esbozo de la lámina. Hacia la semana diez ya puede percibirse una zona aplanada, brillante y cuadrangular y esta queda delimitada por un surco que se forma en la piel. Para las doce semanas ya se encuentran visibles todos los pliegues de las uñas.


FUENTE: Paper “Anatomía Ungueal” Universidad Complutense de Madrid.

a natural suele tener un pH (potencial de Hidrógeno) de 5,5, es decir que es más bien ácido. Pero así como todas las personas somos diferentes también lo son nuestros cuerpos y nuestras uñas entonces este valor puede variar de persona a persona.
Esta variación es un factor de desprendimiento. Por eso existen los productos “niveladores de pH”.

(La lavandina y el detergente por ejemplo tienen un pH de 12 ó 13, es decir bastante alcalino, por eso generan un desbalance del pH de la uña cuando entran en contacto.)